sábado, noviembre 03, 2007

Brevedad

Todo fué rutinario, un mail de empresa, un revisión periódica... pero cambió cuando entraste a la sala a por los resultados, y viste la expresión seria del médico.

- Hemos visto una anomalía en su analítica, debería ir a su médico de cabecera y entregarle este sobre.

Tardaste dos semanas en decidirte, y casi un mes en recibir la contestación final.
En aquel despacho frío, con el olor a formol y hospital.

Una palabra y una frase, con eso bastó.

- Tiene cancer.
- ¿Cuanto tiempo?
- Todo es muy relativo, con la quimio....
- ¿Cuanto... ?
- Pocos meses, quizas tres, cuatro a lo sumo sin quimio.

Sentiste la incomodidad del médico, hay cosas a la que uno no se acostumbra, pensaste, aún no eras consciente de sus palabras.
Sólo al llegar a la soledad de tu casa, cuando abriste una lata de cerveza, pusiste tu música, y te tiraste en el sofa. Ahí fué cuando se te vino todo el mundo encima, tres meses o cuatro... sonreiste amargamente, ¡cuantas veces habias pensado en que harías si te tocara la loteria! ahora en vez de pensar en el dinero, tenias que pensar en un "regalo" ... de tres o cuatro meses.

Y lloraste.

Pensaste en tu hijo, en que ya no lo verias crecer, aunque un hijo "prestado" como tú decias por solo verlo cada 15, también te habia impedido verlo crecer.
Y todos los problemas que tenias se volvieron tan insignificantes que parecian borrarse de un soplo.

Te abriste otra lata de cerveza y otra, y luego un cubata y otro, hasta que notaste el efecto del alcohol, el sopor y caiste dormido.

Cuando despertaste la primera decisión estaba tomada, nadie lo sabria, llamaste al trabajo y dijiste que por motivos personales lo dejabas, tenias ahorrado dinero y con ello podrias vivir los meses siguientes. Lo segundo fue buscar un sitio lejos, al lado de la playa, para perderte unos dias, necesitabas saber como ibas a afrontar aquello... y sabias donde ir y a qué casa ir.

Asi hiciste, una pequeña maleta, una video-camara prestada y te fuiste a la playa.
Pasaste los días entre paseos por la arena, y tardes solitarias en la terraza escribiendo un guión para el tiempo que se avecinaba. Y mientras en la video camara ibas grabando un mensaje para el peque.

"Palabras de amor, explicandole lo que habia pasado, lo que te dolía no verlo crecer no estar a su lado cuando la primera chica le destrozara el corazón, o disfrutando de sus exitos y sus fracasos escolares, haciéndole ver que a pesar de que tu no estuvieras, tenia a su madre, y al novio de esta que le querian con todo el alma. Que la vida no acaba ahí, que seguirias a su lado aunque de otra manera...."

Y siempre terminabas llorando, y diciendote que tenías que ser fuerte...

Luego fueron las cartas, la carta a tu madre, explicandole las razones por las que ibas a hacer lo que al final has hecho, que no lo sintiera, que intentara ver que incluso en tan malos momentos ella seguia perdiendose en enfados absurdos en vez de disfrutar lo que la vida le estaba ofreciendo en sus ultimos días.
A tus hermanas, te dolia por que sabias cuanto les iba a afectar, y sobre todo tenias miedo de que no lo superasen , pero sabias que la vida sigue, continua pese a las perdidas y al dolor, este se va mitigando poco a poco hasta convertirse en un recuerdo...

Miraste la lista.

Tenias una carta pendiente la de tu ex. y en ella le pediste perdón por todo el dolor que habias causado, aunque ella tenia una vida feliz, siempre pensaste que te guardaba rencor,por aquel tiempo de la separación, quizas tú tambien podrias haberlo estado, pero como decias muchas veces, despues de 14 años sólo querias recordar los 13 años buenos y olvidar el ultimo.

Quedaba en la lista dos cartas, no tenias mas direcciones, el resto sería un mail aunque lo odiabas algo tan frio y tan distante.

Escribiste esas dos cartas, una para unos amigos, otra para la última persona que te habia acompañado, a la última que habias dicho te quiero.

Y guardaste las cartas y la cinta en una caja. hasta el último día de tu estancia en la playa.

Cuando volviste, estabas raro, todos te notamos extraño, pero nadie acertaba a saber los motivos. Y empezaste a quedar con gente, con amigos que no veias desde hacia tiempo, con aquellos compañeros que por una razon u otra no los habias vuelto a ver.

El destino te habia ofrecido la oportunidad de no dejar cuentas pendientes, de decir lo que siempre quisiste decir y no callarlo.... y no todos podremos decir lo mismo.

Recuerdo como me contaste lo que habias disfrutado el día que quedaste con ella, y que sin miedos le habias dicho todo lo que la querias, la habias abrazado y besado como se besa cuando sabes que va a ser el ultimo beso y no importa que te lo devuelvan o no.

Recuerdo como me contabas lo poco que te importaba ya emborracharte a cañas con los pocos amigos que tenias, diciendo todo aquello que sentias.

Recuerdo que habia dias que ni comias, enfrascado en tus escritos, en los mails, cuando me contabas que salias de madrugada con tus cascos a recorrer tu madrid, sin miedo, no tenias nada que perder.

Recuerdo que me dejaste unos correos de gente maravillosa que habias conocido y que querias que yo siguiera en contacto por si alguna vez preguntaban por ti.

Recuerdo el día que me diste las llaves de tu casa, y cuando te dije por que, solo me dijiste, por si un dia se pierden las mias.

Recuerdo cuando te despediste con una sonrisa, ¡¡ este finde me voy a la playa!!.

Recuerdo cuando sonó el telefono y me dijeron que habian encontrado tu cuerpo en la playa, cuando yo sabia que tu nadabas a la perfección.

Recuerdo cuando abrí el correo y vi tu ultimo email, "ve a mi casa alli hay una caja, por favor abrela y haz todo lo que en ella te indico."

Y aqui estoy con la caja abierta, con las cartas unas para dar y otras mandar, con la cinta, con direcciones de email, con tus cosas envueltas para regalar, mierda todo lo tenias tan preparado.. tan listo y nadie nos dimos cuenta...

Me pides que ponga tu musica mientras leo tu carta dirigida a mi, y me explicas tu cancer, que no querias quimio, que no querias que nadie sufriera en el hospital los largos dias ... e intento comprenderte en serio, pero perderte asi...

Me guardo el cd de tu musica, la necesito, la necesitare, quizas haga algua copia y cuando entregue tus cartas entregue tu musica por que sé que era parte de ti.

Me pides que no llore, que sea fuerte, que la vida sigue, y que has tenido suerte por que te ha dado tiempo para despedirte, para hacer y decir cosas que probablemente nunca hubieras dicho ni hecho... y aún asi me pides demasiado.

Cierro la puerta de tu casa, me llevo en tu caja tus sueños y tus ilusiones, y espero poder darlos tal como tú los diste...




PD. Este relato es ficticio, con él, sólo intento expresar que la vida es muy breve, que sólo cuando nos ponen al límite "nos movemos", decimos te quiero, abrazamos , lloramos, bailamos sin miedo a nada. A veces nos creemos inmortales, y en nuestro pensamiento anida un "mañana lo hago, mañana lo digo", y quizás mañana sea demasiado tarde.

10 comentarios:

Cat's dijo...

el momento es efímero, pero a la vez eterno, por eso creo que hay que vivirlos como tal, porque no vuelven, porque son irrecuperables, porque por más que apretemos los puños, se escapan de entre los dedos.

NEBET-HET dijo...

Cielo me has encogido el corazón con tu relato, conozco gente que ha pasado por ese trance y es horrible, no obstante tienes toda la razon del mundo, hasta que no nos damos con una pared no nos wuitamos la venda de los ojos.

Quiero aprovechar, para desearte un buen fin de semana, y demostrarte que no era mentira cuando te dije que echaria de menos tus palabras.

Millones de besos nene

CurroClint dijo...

Nico, me has emocionado profundamente con este escrito.
No digo nada más.
Un abrazo.

fire dijo...

No imagina lo real que es este relato que tu denominas "ficticio"....podria hablarte de muchos casos casi identicos a este...y que ocurren dia a dia...
si..
la vida es un ratico....como dice Juanes en su ultimo disco.....
un beso nicolas....siempre un placer leerte....

NATALIA dijo...

Cuando te sucede algo que trastoca "tu vida" empiezas a ver las cosas de diferente manera. Justamente esta semana hará dos año tuve un accidente que me imposibilitó trabajar durante 9 meses. No fue un accidente con peligro de muerte, pero en esos meses en los que tuve que estar en casa me di cuenta de muchas cosas y empecé a valorar algunas que antes ni siquiera pensaba.
Precioso el post, como siempre.
Un beso
Nataly

CurroClint dijo...

Que te dejo un regalillo en mi blog...

fiorella dijo...

Situaciones lìmite rompen otros que nos hemos impuesto,liberamos sentimientos nunca dichos,cambiamos,movemos nuestra existencia.Excelente,un beso.

Nicolas dijo...

CAT`S. Es cierto lo que dices, pero que pocas veces lo entendemos a tiempo... Besos.

NEBET-HET. Yo he vivido situaciones de cancer, en mi relato hay cosas reales, pensadas... pero lo importante es saber que el tiempo pasa y no perdona. Besos.

CURRO-CLINT. Que te hayas emocionado ya es un honor para mi. Un abrazo.

FIRE. Asi es, la vida es un ratico y muchas veces no nos damos cuenta. Besos

NATALIA.Gracias Nataly, es cierto que nos tiene que pasar algo o perder algo o a alguien para valorar las cosas en su justa medida. Besos

FIORELLA. Gracias por tus palabras, sere un visitante asiduo de tu blog. Besos

tumejoramig@ dijo...

He intentado leerlo de un tirón, de principio a fin, pero ha sido imposible... Así que he tenido que releerlo varias veces, secar las lágrimas, volver a leerlo para seguir, intentando detener la emoción. No ha sido posible. Mil veces leerlo, es mil veces llorar. Entre tanta ficción hay tanta realidad, tanta certeza, tanto sentimiento, tanta emoción, que no es posible dejar todo de lado y sentarse simplemente a leerte. Si cuando digo que escribes dejando hablar al corazón no me equivoco.

Pensar en vivir como si fueran los últimos días, decidir vivir como si no hubiese un mañana, es lo mejor que podemos hacer. Que digan cuando nos vayamos "ha vivido". Que no quede nadie por perdonar y a quien entregar nuestro amor, porque no sabemos cuando nos llegará el momento. Un día estamos, al siguiente nadie lo sabe. Pero esa actitud asusta a mucha gente a nuestro alrededor, hasta que se van adaptando, hasta que se dan cuenta que es un cambio que hacemos por nosotros, y para seguir permaneciendo en la sonrisa de los demás cuando nos recuerden. Sin tener que llegar a pensar en "ese día".

Romper barreras, saltar muros, bailar bajo la lluvia, pisar los charcos, vencer los miedos, expresar sentimientos, abrazar, abrazar, abrazar cada persona, cada momento y sentir. Decir un "te amo" sin miedo. Decir te quieros, sin esperar respuestas. Amar, sin importar si es correspondido, sólo por el dulce placer que sentimos cuando cerramos los ojos y le soñamos.

Vivir AHORA!

Y abrazarte fuerte... porque es lo que me apetece.

Un beso enorme

Nicolas dijo...

Tumejoramig@.

Es cierto detras de esas líneas hay mas real que ficticio, hay un oscuro pensamiento pensado y planeado, por eso quizas sea a veces tan real e incluso cuando yo lo leo me resulte tan doloroso.

Un besito y gracias por tu comentario tan bello.